El mensaje gnóstico y su verdadera interpretación

El mensaje gnóstico y su verdadera interpretación 850 480 V.M. Kwen Khan Khu

Estimados/as lectores y lectoras:

Os hago llegar este exordio que considero indispensable para todos en estos momentos cruciales de nuestra humanidad. Se titula:

EL MENSAJE GNÓSTICO Y SU VERDADERA INTERPRETACIÓN

Miles de veces, millones de veces, nos estamos preguntando: ¿por qué no se escuchan mis oraciones?, ¿por qué no se me responde a mis incógnitas?, ¿por qué no se me dan indicaciones?, etc., etc., etc.

Podría decirse que esta es la CANCIÓN PSICOLÓGICA de todos los que queremos vivir el Camino Secreto… Y la respuesta es una sola: todas las respuestas que ansiamos están dentro de las diferentes partes que integran a nuestro SER. Lamentablemente, esas partes divinales de nuestra propia Mónada no llegan hasta nosotros porque nuestra Conciencia está EMBOTELLADA, EMBUTIDA, ENFRASCADA, por nuestros abominables agregados psicológicos. En estas condiciones, aunque mil veces oremos a nuestro SER o a las divinidades en general, aun así seguiremos en tinieblas, pues existiendo las aberraciones psicológicas que cargamos resulta imposible que recibamos mensajes de los mundos superiores.

Mientras sigamos cargando nuestras antipatías mecánicas, nuestras prepotencias, nuestro orgullo de diversas categorías, nuestra vanidad, nuestra autoestima, nuestro amor propio, nuestra autoconsideración, nuestro desprecio hacia nuestros compañeros y semejantes en general, nuestras reacciones verbales, nuestros insultos hacia el prójimo gnóstico o no gnóstico, ES DECIR, NUESTRAS CALAMIDADES, obviamente nunca se encenderá la luz en nuestra Conciencia y seguiremos siendo habitantes de las tinieblas.

Todos, caro lector, hemos de COMPRENDER ─no intelectualmente sino con el corazón─ que EL CAMBIO RADICAL en nuestro psiquismo es ULTRANECESARIO para que podamos experimentar la AUTOGNOSIS. Sin PADECIMIENTOS VOLUNTARIOS, sin SACRIFICIOS CONSCIENTEMENTE REALIZADOS, nada, nada, nada brotará en nuestra psicología, y deberemos resignarnos a ser LOROS PARLANCHINES de una sagrada enseñanza que entendemos intelectualmente pero NO HEMOS LLEGADO A COMPRENDERLA con los centros EMOCIONAL SUPERIOR e INTELECTUAL SUPERIOR.

Ambos centros, hoy por hoy, están paralizados, congelados en nuestra anatomía oculta, por la llamada FUERZA DE LA ENTROPÍA. El frío lunar inmoviliza nuestros anhelos, nuestras inquietudes espirituales, con el hábito malsano de querer resolver todos los problemas de nuestra vida únicamente utilizando nuestra estúpida mente.

Necesitamos combatir EL FRÍO LUNAR Y LA ENTROPÍA con la MEDITACIÓN, la mantralización, los ejercicios rúnicos, la oración, los ayunos y evitando nuestras reacciones mecánicas. Como bien lo afirma nuestro Avatara, el humanoide intelectual gusta enormemente de REACCIONAR todo el tiempo: si nos insultan insultamos, si nos hieren herimos, si nos critican criticamos, si nos desprecian despreciamos, si nos ignoran ignoramos, si nos maldicen maldecimos, si nos blasfeman blasfemamos, y así sucesivamente en una larga cadena que parece nunca terminar; en eso pasamos los días de nuestra existencia. Hasta que llegue el día en el cual ya nos enfrentemos a la MUERTE y entonces nos preguntaremos: «¿Qué ha sido de mí en todos estos años que conocí las enseñanzas gnósticas?, ¿qué ha muerto en mí?, ¿qué fruto logré extraerle a la Alquimia?, ¿qué grado de muerte logré alcanzar?, ¿hasta dónde aumenté mi porcentaje de Conciencia?, ¿conseguí despertar el Fuego Sagrado?, ¿logré conocer cuál es la voluntad de mi Padre?, ¿logré recordar mis vidas pasadas para extraer lecciones interesantes para mi vida?, etc., etc., etc.». Lastimosamente, en aquellos instantes, nuestro último suspiro antes de abandonar nuestro cuerpo físico irá acompañado de lágrimas, pues habremos descubierto que el EGO se ha burlado nuevamente de nosotros y nos manipuló toda nuestra existencia para que nunca nos tomáramos en serio eso de la Autorrealización Íntima…..

Dice el proverbio popular: «El tiempo perdido hasta los santos lo lloran…», y ESTA ES UNA GRAN VERDAD, querido lector.

Quiero deciros que cuando mi Divina Madre interior quiso hacer ascender mis Fuegos Sagrados por la espina dorsal de mi CUERPO MENTAL, descubrí que tal ascenso estaba resultando imposible de realizarse, pues MI MENTE, acostumbrada a buscar siempre argumentos para todo ─pues había estudiado abogacía─, me impedía llegar a la ansiada meta… Cuando descubrí que mi mente era muy rápida y sacaba sus conclusiones ─erradas─ haciéndome creer que yo estaba en lo cierto y de esa manera siempre justificaba mis errores, entonces no me quedó más remedio que MORDERME LA LENGUA, RELAJARME Y MEDITAR MÁS A FONDO sobre mis pensamientos y sentimientos. Fue esta la única forma en la que pude descubrir a la asesina de nuestros anhelos.

Con justa razón H. P. Blavatsky afirmó: «¡¡¡¡¡Si la mente es la asesina de nuestros anhelos, hemos de ASESINAR a la asesina!!!!!».

Indudablemente que cuando quise llevarme la contraria a mi mecánica manera de pensar y de sentir, se volvieron contra mí mis demonios de AUTOSUFICIENCIA, DE AMOR PROPIO, DE AUTOCONSIDERACIÓN, DE VANIDAD, DE AUTOALABANZA, etc., etc., etc., y pasé entonces por enormes crisis morales que pude soportar con la ayuda de la oración a nuestra Divina Madre Kundalini y con ayunos de palabra y de alimentos.

Si no tenemos claro que tenemos delante una LUCHA A MUERTE contra el Ego animal, y él por su parte no ignora que NECESITA UTILIZAR SUS FUERZAS MALÉVOLAS para seguir manteniéndonos a su servicio, es obvio que seremos abatidos fácilmente por nuestros diez mil enemigos que llevamos dentro.

Esto es lo que no tienen claro MUCHÍSIMOS COMPAÑEROS y esa es la razón secreta por la cual algunos Maestros autorrealizados han afirmado que ¡¡¡el camino que ha de llevarnos hasta el seno del PADRE solo es comprensible por unos pocos!!!!, esa es la cruda realidad.

El Maestro Samael llamó a Lobsang Rampa el mártir del siglo XX, pues tuvo una existencia rodeada de carencias y adversidades desde el principio de su carrera mística hasta el final de sus días.

Cuando se presentó a las puertas del monasterio en Lhasa, tuvo que esperar tres meses sentado en posición de loto esperando que fuese acogido. Cuando se le abrieron las puertas del monasterio se le asignó la tarea de limpiar de rodillas el suelo del Monasterio, tarea en la que estuvo un año sin derecho alguno a orar con los lamas y tampoco a participar en las meditaciones o mantralizaciones. Después de ese año, se le asignó ayudar en sus tareas al cocinero del monasterio, trabajo que desempeñó durante dos años, igualmente, sin poder participar en oraciones o meditaciones. Pasados tres años, entonces por fin se le asignó un lama superior que le empezó a enseñar los sutras del Budismo Tibetano… Después de un largo tiempo como principiante, finalmente alcanzó a ser considerado un lama al servicio del Dalai Lama de entonces y comenzó su durísima carrera en sus intentos de entregar las sagradas enseñanzas búdicas en Occidente.

Necesario es decir que tuvo que huir de las hordas comunistas chinas invasoras del Tíbet… Y, asimismo, tuvo que cambiar de cuerpo físico, pues su vehículo original había sufrido demasiado y para cumplir su misión necesitaba otro cuerpo que estuviese más en forma. Fue cuando hubo un canje de cuerpo autorizado por la Gran Ley y, existiendo un inglés que quería suicidarse, se optó por desencarnar el alma de aquel inglés y se permitió a Lobsang Rampa ocupar aquel vehículo del suicida… ¡Toda una odisea…!

¡¡¡Esa era un alma con GRANDES ANHELOS DE SACRIFICARSE POR LA HUMANIDAD!!!

Ese fue un ejemplo auténtico de AMOR HACIA EL PADRE…

Este tipo de almas se hacen enemigas de sí mismas para impedir al EGO su manifestación y solo permitir al SER que sea Él quien realice su misión.

¡Estos son hechos, paciente lector, y ante los hechos tenemos que rendirnos! Aquí no se trató de TEORÍAS, NI DE SUPOSICIONES, NI DE POSES PIETISTAS, TAMPOCO SE TRATÓ DE ILUSIONES O FANTASÍAS, nada de eso; este hombre COMPRENDIÓ LO MAGNÁNIMO Y GRANDIOSO QUE ES EL SER y se dispuso a encarnarlo hasta que lo consiguió pasando por encima de todas las cosas…

Necesitamos ser OSADOS, queridos amigos; sin osadía, sin valentía, es imposible besar las sandalias de nuestro SER INTERIOR PROFUNDO…

Os dejo ahora unas frases para ser reflexionadas:

«Un hombre incapaz de admirar es como un par de lentes tras de los cuales no hubiera ojos».
Carlyle

«La orgullosa altanería es un don de las almas bajas».
Matanegui

«La conciencia del hombre recto se ríe de los engaños de la fama».
Ovidio

«La reflexión es el ojo del alma».
J. B. Bossuet

¡SEAN LAS BENDICIONES ETERNAS DEL PADRE-MADRE INTERIOR CON TODOS VOSOTROS!

Fraternalmente,
KWEN KHAN KHU