¿Qué es realmente la fuerza del sacrificio?

¿Qué es realmente la fuerza del sacrificio? 850 480 V.M. Kwen Khan Khu

Apreciados lectores:

Me acerco a vosotros mediante este medio para tratar de que entendamos:

¿QUÉ ES REALMENTE LA FUERZA DEL SACRIFICIO POR NUESTROS SEMEJANTES?

A causa del deterioro de nuestro psiquismo, ocasionado por nuestros diversos agregados psicológicos, la raza humana actual ha llegado a tal punto de confusión que ni tan siquiera captamos el VERDADERO SENTIDO DE ESO QUE LLAMAMOS SACRIFICIO.

En lo tocante a la difusión de nuestras enseñanzas por parte de nuestros DIFUSORES en nuestro mundo, se ha instalado en esa materia una verdadera ENTROPÍA que trata de cambiar el sentido profundo de lo que debería ser un VERDADERO SACRIFICIO.

En el Tíbet, los monjes adheridos al Lamaísmo y al Budismo, desde comienzos de su apostolado, abandonan toda clase de comodidades, toda clase de ropas ultramodernas, toda forma de acumulación de dinero, toda búsqueda de fama, poder, etc., etc., etc., para dedicarse exclusivamente a BUSCAR A SU REAL IDENTIDAD O REAL SER. Esto lo comprenden y lo aceptan todos en aquellas tierras. Hasta tienen la obligación de ir con un cuenco en la mano a solicitar al prójimo unas migajas de comida cada día para sostenerse. El resto del tiempo lo emplean en HACER MEDITACIONES, MANTRALIZAR, arreglar el jardín de sus monasterios, etc., etc., etc.

De estos monjes, muchos de ellos, desgraciadamente, no tienen el ARCANO A.Z.F., pues en aquellas latitudes solo lo consiguen los lamas muy muy adentrados en el Budismo, mas aun así hacen realidad sus votos y esto les da mucha PAZ MENTAL y al menos tratan de llevar una RICA VIDA INTERIOR.

Dentro de la iglesia católica también existe una orden muy conocida con el nombre de LOS CARMELITAS DESCALZOS. Estos monjes llevan una vida austera y de por vida caminan descalzos, practican el silencio y el retiro para alejarse del bullicio de las sociedades… Lamentablemente, estos otros monjes tampoco conocen la LLAVE MAESTRA ─léase: el Arcano A.Z.F.─, pero disfrutan ejercitando la caridad y predicando el ARREPENTIMIENTO. Algo es algo en el camino espiritual.

Todo esto sin mencionar a las pobres monjas que SACRIFICAN SUS VIDAS ENCERRÁNDOSE DE POR VIDA en una celda que tiene una ventanilla a través de la cual se les hace llegar alimentos. Estas monjas, además de haber renunciado a la vida matrimonial y haber aceptado NO VER NUNCA MÁS A SUS FAMILIARES O AMIGOS, pasan las horas en oración y meditando en sus errores.

Ciertamente, las órdenes mencionadas podríamos catalogarlas como parte del CAMINO DEL MONJE y EL CAMINO DEL FAQUIR, con todas sus consecuencias… Nadie va a autorrealizarse totalmente viviendo el CAMINO DEL MONJE O DEL FAQUIR…

Empero, en contraste con esas almas que acabamos de mencionar, nuestras enseñanzas entregan al devoto que quiere hacerse INSTRUCTOR o INSTRUCTORA la LLAVE MAESTRA que le permite despertar realmente SU CONCIENCIA y, por ende, adentrarse en el verdadero mundo espiritual correspondiente, no solo a este mundo físico tridimensional en el cual vivimos, sino asimismo a las otras dimensiones del espacio. Ciertamente, con la clave suprema del Arcano A.Z.F. y con las instrucciones para MORIR EN SÍ MISMOS Y SACRIFICARSE POR LA HUMANIDAD ─dando de comer al hambriento, de beber al sediento, enseñando al que no sabe, etc., etc., etc.─, estos instructores o instructoras pueden realmente escaparse de la Rueda del Samsara y acercarse a su REAL SER INTERIOR.

Y ¿qué decir de aquellos misioneros católicos que se fueron a llevar sus doctrinas cuando América era aún un continente por descubrir, tanto en el norte como en el sur? Todas estas almas sufrieron persecuciones de los indígenas, otros murieron de enfermedades desconocidas para entonces y nunca regresaron a sus hogares originales… Muchos de ellos aún siguen estando en África tratando de consolar a los hambrientos y enfermos africanos olvidados por esta civilización. ¿Tiene mérito esto? Obviamente que sí…

Nosotros, los llamados gnósticos, conocedores de los tres factores de la Revolución de la Conciencia, no tenemos las necesidades que tuvieron los apóstoles de Cristo; muchos de nosotros hacemos misión porque tenemos una cuenta de banco que nos protege o respalda, tenemos automóviles, veríamos a nuestras familias si quisiéramos hacerlo ─aunque ahora son tiempos de pandemia─, hacemos viajes en avión, tenemos bienes inmuebles, compramos platos deliciosos si tenemos hambre, etc., etc., etc., si nos enfermamos podemos ir a hospitales ADECUADOS para tratar nuestras enfermedades…

¿Cómo terminaron sus vidas los apóstoles del V.M. Aberamentho? Unos fueron decapitados, otros serruchados en dos partes, otros muertos en cruz en equis, como fue el caso de Andrés, y así sucesivamente, queridos amigos.

La providencia nos ha permitido disponer de un fondo para asistir a nuestros instructores e instructoras en muchos lugares del mundo. Y, sin embargo, hay quejas ridículas en muchos de ellos, a saber:

  1. «¡Estoy triste, tengo mucha pena moral porque el chico que amaba no me ha correspondido! Necesito dejar la misión por un tiempo». ¡Es esto sacrificio?
  2. «¡No me gusta el lugar donde estoy haciendo misión! ¿Me podéis dar otro lugar de misión?». ¿Es esto sacrificio?
  3. «¡No soporto a mis compañeros de misión, podéis darme otra misión?». Eso se llama ANTIPATÍA MECÁNICA. ¿Es esto sacrificio?
  4. «¡Necesito un hombre, o una mujer, para autorrealizarme! ¿Podéis enviarme una compañera?». Eso se llama DEBILIDAD y falta de fe en el Padre. ¿Hay aquí sacrificio?
  5. «¡Hace tiempo que no veo a mis padres y los extraño mucho! ¡Puedo dejar la misión e irlos a ver?». Eso se llama APEGOS enfermizos. ¿Hay sacrificio aquí?
  6. «¡He terminado mis estudios, ahora soy profesional y la profesión me exige mucho! ¿Puedo retirarme unos años de la misión?»…

Podríamos enumerar una serie de IDIOTECES de las que adolecen muchos de nuestros dizque SOLDADOS DEL EJÉRCITO DE SALVACIÓN MUNDIAL, pero preferimos que cada quien saque sus conclusiones y recuerde sus COMPROMISOS CON LA BLANCA HERMANDAD, compromisos que adquirimos un día y que dijimos que mantendríamos TODA NUESTRA VIDA porque, supuestamente, amábamos al Padre… ¿Dónde quedó todo eso?

¡Cuando el V.M. Samael se lanzó a enseñar a la humanidad el CAMINO SECRETO atravesó países a pie, pasó muchísima hambre y no había contactos que le pudiesen ayudar!, y así se fundó lo que hoy llamamos el Gnosticismo contemporáneo. Obviamente, todos aquellos sacrificios que sufrió nuestro Avatara fueron pagados con la INTEGRACIÓN DE SU SER, porque Dios es un buen pagador, ¡NO LO OLVIDEMOS JAMÁS!…

Así pues, querido lector, meditemos profundamente en esa palabra, SACRIFICIO, porque está ligada a otra que en Kábala fonética significa SACRO-OFICIO. ¡Estamos en verdad entregados a ese SACRO-OFICIO O ESTAMOS QUIZÁS JUGANDO CON LA GNOSIS?

Os dejo ahora unas frases para nuestra reflexión:

«El sacrificio voluntario con plena conciencia y libre de toda coacción, el sacrificio de sí mismo por el bien de todos, es para mí el índice de un mayor desarrollo de la propia personalidad, de la superioridad, de un completo dominio de sí mismo, de un mayor libre arbitrio».
Dostoievski

«El miedo es natural en el ser prudente, y el saberlo vencer es ser valiente».
Alonso de Ercilla

«El valor cristiano consiste en desdeñar la muerte, el valor chino consiste en desdeñar la vida».
G. K. Chesterton

«El verdadero valor no busca los peligros, los afronta».
Plutarco

«Existen aflicciones en que no hallamos consuelo en nadie y en las cuales un corazón fuerte puede apelar tan solo a su propia fortaleza».
Schiller

SIC TRISTIS AVRA RESEDIT
─‘Así se apacigua esta terrible tempestad’─.
Kwen Khan Khu

*

code