El triunfo de la guerra

El triunfo de la guerra 850 480 V.M. Kwen Khan Khu

Estimados lectores:

Os hago llegar con gran gusto unos comentarios acerca de este grabado que lleva por título…

…EL TRIUNFO DE LA GUERRA

El triunfo de la guerra, Marten Jacobszoo van Veen

Dicho grabado fue realizado por el pintor holandés llamado Marten Jacobszoo van Veen entre los años 1498 y 1574. Antes que nada os hago llegar unos breves comentarios que han sido vertidos acerca de este insigne pintor, veamos:

«El grabado que presentamos es una copia del dibujo original de Maarten van Heemskerck, realizada por Cornelis Cort, otro famoso grabador holandés».

Este grabado va acompañado de una frase escrita en latín que dice: BELLUM minas intentat infidens rhedae VINDICTAE. equi, hic PERDITIO, et ille VASTITAS Acri FVRORIS incitantur mastige. Comites FAMES, BLASPHEMIA, et RIXA aduolant; Trucique uultu, et voce captivos agens Spoliis omifta bellicis CRVDELITAS.

La traducción de dicha frase nos expresa: ‘LA GUERRA amenaza sentada en el carruaje de la VENGANZA. Los caballos de la RUINA y la DEVASTACIÓN son siempre impulsados con el látigo por la RABIA feroz. Acompañan el cortejo la HAMBRUNA, la BLASFEMIA y la DISCORDIA, que acude corriendo; las caras masacradas y la voz de los cautivos conducen a la CRUELDAD, el botín de guerra’.

Esta obra de arte nos hace entrar en profundas reflexiones, sobre todo ahora, en los momentos que está viviendo nuestra humanidad. Es incuestionable que la guerra es la expresión más atroz de la pluralidad de nuestro abominable Ego animal. Como en muchas ocasiones lo hemos dicho, los agregados psicológicos, cuando se expresan, lo hacen acompañados los unos de los otros. El YO actúa siempre en forma gregaria.

Observemos claramente como la GUERRA es desatada por la acción del EGO. A la guerra, personificada en el grabado, se la ve llevando en su mano derecha una espada y en su mano izquierda porta un fuego. Tal espada es la espada de la VENGANZA y el fuego es la materialización del azufre venenoso que todos los seres humanos llevamos dentro de nuestra anatomía oculta.

En la imagen se aprecia a la HUMILDAD ─Humilitas siendo aplastada o humillada por la guerra, pues todos sabemos que cuando existen guerras los adversarios que se pelean entre sí abandonan toda humildad para dejarse tragar por el ORGULLO que, según ellos, los convertirá en vencedores a la larga.

Es claro que la guerra, cuando se expresa, lo hace con FUROR, es decir, con rabia o ira desenfrenada. Este FUROR está representado por el cochero que dirige la carroza de la muerte. El furor o la rabia ciega el entendimiento del ente humano y, obviamente, nubla totalmente el tres por ciento de Conciencia que poseemos.

En toda guerra está presente la DISCORDIA, llamada en latín RIXA. El YO, siendo la guarida del RENCOR, siembra doquiera que va eso que llamamos DISCORDIA.

Podemos observar, asimismo, que uno de los caballos que tiran del carruaje es llamado PERDITIO en latín, lo cual ha de ser interpretado como PERDICIÓN o RUINA, pues nada edificante puede esperarse de la acción de la guerra. Toda guerra deja una huella de CONFUSIÓN, PERDICIÓN y RUINA total en las sociedades humanas. Si observamos atentamente, este caballo lleva un escudo que muestra una sonrisa cínica, y sobre dicho escudo dos serpientes se muerden entre sí señalando las pasiones animales…..

El otro corcel es llamado VASTITAS, que ha de traducirse como ‘DEVASTACIÓN’. Por tal motivo este caballo lleva otro escudo que muestra a un león ─la fiereza─ devorando a una oveja ─la mansedumbre─. Nuestro mundo ha sido ya devastado por dos guerras mundiales que lo han dejado grandemente devastado. Lo increíble es que nuestra raza no haya sacado ninguna lección de esa DEVASTACIÓN, pues marchamos, desgraciadamente, hacia una tercera conflagración mundial.

En este impactante grabado podemos ver a una mujer que lleva su lengua fuera. La mujer lleva por nombre BLASPHEMIA. No podemos pasar por alto el lenguaje blasfemo y SUCIO que se utiliza durante los períodos de guerra. Justamente en nuestros días todas las guerras de los humanoides terrícolas van acompañadas de verdaderas atrocidades verbales. Obsérvese a los políticos de la actualidad y sacaremos nuestras propias conclusiones.

No podíamos dejar de mencionar a las hambrunas que producen las guerras tanto en los vencidos como en los estúpidamente llamados vencedores. Ese es el nombre de otra mujer que acompaña este siniestro carruaje. La mujer que representa a la hambruna es llamada en latín FAMES. Ella, la representante de la hambruna, marcha en actitud de ir masticando un hueso, pues durante las hambrunas tan solo podemos comer basuras o huesos. Esa es la realidad de las guerras.

Por último, bueno es mencionar a la CRUDELITAS ─la crueldad─, representada en el grabado por la multitud que ha sido hecha prisionera y con esa multitud todas sus propias pertenencias. Ese es el botín de guerra que acostumbra llevarse a su terreno el bípedo racional. Así lo ha hecho desde hace milenios. Diríamos que eso ha sucedido desde que Caín mató a Abel. Esta ha sido la triste historia de este hormiguero humano.

Podríamos señalar también que en este espectacular grabado observamos instrumentos de guerra en la parte trasera del carruaje. Y es que, lamentablemente, cuando el YO controla el centro intelectual no cesa de querer inventar máquinas de guerra que sirvan para destruir y devastar a sus semejantes. Igualmente hemos de enfatizar que las banderas que aparecen en la parte trasera de la carroza nos recuerdan que, desde que el Yo se hizo poderoso dentro de nosotros, optó por querer establecer fronteras y por demarcar límites para querer diferenciarnos ─egoicamente─ los unos de los otros. Esto comenzó en la Edad de Bronce o de Cobre.

Al fondo del grabado observamos a una ciudad envuelta en llamas y la multitud que ha sido hecha prisionera. Esa es la consecuencia inequívoca de las guerras.

Reflexionemos ahora sobre estas frases que os añado:

«La guerra es una púrpura bajo la cual se oculta el homicidio».
Victor Hugo

«La guerra es un atentado contra el género humano».
Plinio

«La guerra es la cura de hierro de la humanidad».
Richter

«Ningún enemigo mayor de la naturaleza que la guerra».
Saavedra Fajardo

«Nunca ha habido ni buena guerra ni mala paz».
Gracián

NUDA VERITAS.
─‘La verdad desnuda’─.
KWEN KHAN KHU

*

code